Subvenciones para iniciar un colmenar

Las abejas son vitales, y las donaciones de dinero para nuevos colmenares se están volviendo comunes para fomentar la expansión del desarrollo de la colmena e inyectar el capital que tanto se necesita en un negocio con márgenes reducidos. Las abejas son importantes para la producción de miel, pero también son esenciales para la producción de cultivos. Por lo tanto, es posible que no solo se vean afectados los beneficios de la miel y la cera.

La importancia de los apicultores

Algunos apicultores se centran exclusivamente en la producción de miel, mientras que otros crían polinizadores. Los polinizadores son fundamentales en la industria agrícola. Sin abejas para polinizar los cultivos, los rendimientos sufren pérdidas importantes. En algunos casos, menos de la mitad del rendimiento típico de un cultivo se puede lograr sin abejas.

Los apicultores pueden estar estacionados o viajar por el país persiguiendo temporadas de cultivo. Los apicultores móviles construyen colmenas, transportan abejas en camiones y las instalan en los cultivos. Un apicultor podría trabajar en la cosecha de almendras en California antes de pasar a la soja en el Medio Oeste. El negocio opera todo el año y los agricultores pagan a los apicultores para que mantengan su parte de esta importante relación codependiente.

El mundo de la apicultura ha experimentado dificultades significativas con el trastorno de colapso de colonias (CCD). La CCD causa la muerte de colonias enteras, lo que coloca al apicultor en una situación financiera desafiante.

Subvenciones para colmenar y granjas

Las subvenciones generales para el desarrollo agrícola y rural están disponibles para los apicultores aspirantes y establecidos. Muchos de estos no están destinados explícitamente a los colmenares y están abiertos a una variedad de usos. Las abejas, sin embargo, se clasifican como ganado y califican para una amplia gama de programas de subvenciones.

El Programa de Promoción del Mercado de Agricultores es una oportunidad sustancial de subvención de $ 5,000 a $ 10,000. Puede aplicar esos fondos a un colmenar. Esta subvención es más adecuada para los productores de miel que venden en los mercados de agricultores locales y a través de programas cooperativos de alimentos.

El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) también ofrece una excelente oportunidad con su Beca para Empresas de Negocios Rurales. Esta gran subvención varía desde $ 10,000 hasta $ 500,000 con la estipulación de que la empresa debe tener menos de 50 empleados y menos de $ 1 millón en ingresos anuales. Funciona como la subvención perfecta para una pequeña empresa que desea invertir en equipos de colmenar: se puede construir una operación apícola extensa con este tipo de dinero.

Busque subvenciones periódicas y programas locales

La subvención para oportunidades de ingresos rurales no se financia anualmente, pero los fondos distribuidos suelen oscilar entre cinco y seis cifras. Verifique cada año el estado de este programa financiado de manera intermitente para determinar la elegibilidad.

Además, busque programas patrocinados por su estado o municipio enfocados en el desarrollo rural, ganadería y programas agrícolas. Expandirse más allá del mundo agrícola y solicitar subvenciones generales para pequeñas empresas financiadas de manera privada y federal puede ayudar a asegurar capital adicional a través de subvenciones para un colmenar.

Buscar y solicitar subvenciones

Después de investigar el USDA y los programas de subvenciones específicas para granjas, busque en el sitio web Grants.gov o use uno de los motores de búsqueda gratuitos de programas de subvenciones. Cree una base de datos de oportunidades y realice un seguimiento de sus plazos y solicitudes anuales.

La redacción de solicitudes de subvención requiere mucho tiempo y la obtención de fondos para un colmenar depende de completar las solicitudes de la mejor manera posible. Utilice un editor para corregir los ensayos y considere contratar a un redactor de subvenciones profesional para que le ayude con los programas de subvenciones de alto valor. Si obtiene una de las subvenciones más grandes, la inversión en ayuda externa valdría la pena.

Construir un colmenar para albergar a las abejas es costoso. Los programas de subvenciones pueden ayudar con fondos para las materias primas y la mano de obra necesaria para completar un proyecto.